jueves, mayo 01, 2008



video


Estoy publicando desde un cyber Cafe, nunca me había sospechado que algún día después algunos años, una computadora extraña me pediría el password para entrar a mi cuenta, temí de pronto haberla olvidado. Pero recordé que es la misma que uso para todo. Incluso para entrar en mi propia vida interior de recuerdos. Me gusta mucho la estética decadente de la Valencia vieja que tiene mi nueva calle, especialmente me gusta la Plaza de los Enanitos sin el cuento de Blanca Nieves. Allí me he propuesto trotar todas las mañanas. Lastima y el Río Cabriales contaminado del que solo queda su nombre. Tras la tormenta. Dejamos atrás tantas cosas corroídas por el tiempo y me doy cuenta que lo que no se usa se olvida, se decolora, se queda. Hemos re-descubierto que se puede comer sin una mesa. Me encanta porque la única mesa que trajo la casa esta en el patio y nos hemos puesto ropa de playa como si estuviéramos en Hawaii frente a las grandes olas del mar. Y no hay colegio porque es día del trabajador. Mis hijos y yo hemos levantado la cara para sentirnos como palmeras que se mesen con la brisa, hemos recordado tiempos de lluvia, de fuertes ventarrones, los desarraigos y las hojas tiradas en el piso..Como aun así, hemos vuelto a retoñar. Mi hijito ha dicho, que tal vez si mantenemos la esencia aunque todo afuera cambie, aunque todo afuera cambie, me ha repetido. Nosotros seguiremos contando con las pequeñas alegrías. Aunque parezca que todo allá afuera tiene en su centro un dolor radical, un pequeño abandono, un vacío existencial..Adentro esta nuestro amor y lo mas sensato es aferrarnos alcanzar su núcleo.He recordado la película " mi vida sin mi"...como de algún modo dejamos de ser imprescindibles...dejamos cosas, dejamos y comenzamos de nuevo, desde el principio, una vez mas..Una vez mas.
Mi vida sin mi...
…”Esa eres tú, los ojos cerrados bajo la lluvia, nunca imaginaste que harías algo así. Nunca te habías visto como… ummmm… no sé como describirlo, como una de esas personas que les gusta la luna o pasan horas contemplando el mar o una puesta de sol. Seguro que sabes de qué gente estoy hablando. O tal vez no, da igual a ti te gusta estar así, desafiando el frío, sintiendo como el agua empapa tu camiseta y te moja la piel y notar como la tierra se vuelve mullida bajo tus pies y el olor y el sonido de la lluvia al golpear las hojas todas esas cosas que dicen los libros que no has elido. Esa eres tú, quien lo iba a decir, tu”…
Isabel Coixet

7 comentarios:

un tordo dijo...

las mudanzas nos hacen recontar lo que vale y dejar atras lo que sencillamente queda afuera, (hay que ir al poema de Bishop "el arte de perder)me gusta este texto que va armando de a poquito una casa con lo esencial.
saludos Carolina, mis mejores deseos para ti
Eleonora.

un tordo dijo...

Un arte (Elizabeth Bishop)

El arte de perder no es un arte difícil;
tantas cosas parecen colmadas de un propósito
de pérdida que cuando se pierden no es muy trágico.

Pierdan a diario algo. Acepten la molestia
de extraviar el llavero, la pérdida de tiempo.
El arte de perder no es un arte difícil.

Practiquen perder, luego, más cosas y más rápido:
lugares, nombres, dónde era que estaban yendo.
Ninguna de estas cosas es demasiado trágica.

Perdí el reloj materno. Y miren, se me ha ido
la última,o penúltima, casa que tanto amaba.
El arte de perder no es un arte difícil.

Dos hermosas ciudades, perdí. Y algunos reinos
que poseía, dos ríos y un continente.
Y aunque, sí, los extraño, no fue una cosa trágica.

Incluso tras perderte (la voz mordaz, un gesto
que amo) no habré dicho una mentira. Es obvio
que el arte de perder no es cosa muy difícil
aunque parezca a veces (¡anoten!) algo trágico.

Anónimo dijo...

YO SE QUE TE IRA BIEN EN TU NUEVA VIDA. LO QUE SE QUEDA Y LO QUE TE LLEVAS EN TU CORAZON. PERO TU EN EL MIO, ERES IRREMPLAZABLE. QUE BELLO FILM DE LOS ARBOLES QUE SE QUIEBRAN Y DE COMO LA NATURALEZA MISMA COMIENZA UNA Y OTRA VEZ A PARTIR DE CASI NADA.
BESOS MI QUERIDA AMIGA.
LUIS

Ophir Alviárez dijo...

Siempre estamos aunque nos neguemos, aunque nos mudemos, como dice tu hijIto, la esencia permanece aunque los maremotos y ventarrones nos muevan el piso, siempre estamos. Lo creo, debo hacerlo.

Un beso.

OA

Leonardo Melero dijo...

Querida Caro, tú sabes que junto a tus chamos siempre triunfas.
Un beso con toda mi buena vibra. Por siempre.
Leonardo.

Maria D. Torres dijo...

Casa nueva, vida nueva, basura que queda detrás. Suerte en tu nueva etapa, amiga!
Un beso
MD

Roccocuchi dijo...

magnifico!!!!!!! mientras sigas conectada con los mundos, todo está bien!!!!