martes, julio 03, 2007

(Where The Wild Things Are) fue publicado en 1963. escrita por Maurice Sendak.





La noche que Max se puso un traje de lobo
...---..

y comenzó a hacer una travesura

.


tras otra


su mamá le dijo: “¡ERES UN MONSTRUO!”

y Max le contestó: “¡TE VOY A COMER!”

y lo mandaron a la cama sin cenar.

Esa noche en la habitación de Max nació un bosque


y el bosque creció
.
y creció hasta que el techo se cubrió de enredaderas

y las paredes se transformaron en el mundo a su alrededor


y de repente apareció un océano y Max navegando en su bote

y navegó día y noche

durante varias semanas

y casi más de un año

hacia donde viven los monstruos.

Y cuando llegó al lugar donde viven los monstruos

éstos emitieron unos horribles rugidos y crujieron sus afilados

dientes y lo miraron con ojos centelleantes y le mostraron sus

horribles garras

hasta que Max dijo: “¡QUIETOS!”

y los domó con el truco mágico

de mirarlos fijamente a los ojos sin pestañear y se asustaron tanto

que dijeron que él era el monstruo más monstruo de todos

y lo nombraron rey de todos los monstruos.

“Y ahora”, gritó Max, “¡que comiencen los festejos!”


“¡Basta ya!” gritó Max y ordenó a los monstruos que se fueran a la

cama sin cenar. Y Max el rey de todos los monstruos se sintió

solo y deseó estar en un lugar donde hubiera alguien que lo

quisiera más que a nadie.

De repente desde el otro lado del mundo le llegó un rico olor a

comida y renunció a ser rey del lugar donde viven los monstruos.

Pero los monstruos gritaron:


“¡Por favor no te vayas-te comeremos- en verdad te queremos!”


A lo cual Max respondió: “¡NO!”


Los monstruos emitieron unos horribles rugidos y crujieron sus


afilados dientes y lo miraron con ojos centelleantes y le mostraron


sus terribles garras pero Max subió a su bote y se despidió de ellos


y navegó de regreso casi más de un año


por varias semanas


y durante todo un día




hasta llegar a la noche de su propia habitación


donde encontró su cena



que aún estaba caliente.




Fin.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Nunca lo habia leido, que hermoso cuento.
Me gusta lo que publicas, un poco de tus sentimientos de niña.
Marie

MDTorres dijo...

que belleza de cuento. Todos viajamos al país de los monstruos de vez en cuando. Bueno es tener comida caliente cuando regresamos.
Beso

La Gata Insomne dijo...

Hola!!!! estáscomoIlan Chester,yojuraba que habías cerrado esta casa,me alegro de tu regreso.
Te cuento,que tengo ese libro, es demasiado!!!!!y además tengo aMax de peluche chiquito,me lo regalómi sobrinito que se murió porque yo le decía que era igualito a él,yeldecía que yo era su tía cuenta cuentos.

El poema de abajo muy bueno.
En fin,ya que has vuelto,volveré,pero noolvides,aveces no puedocomentar porque no tengo banda ancha.

saludos y bienvenida...creo....a vecespiensoque estamos locos loay las bloggeras!!